Seleccionar página


En los últimos tiempos muchas empresas han cerrado sus puertas, en parte debido a la crisis y falta de financiación que azota a España y en parte a una deficiente estrategia de promoción y publicidad para los productos y servicios que ofrecen. En este artículo vamos a descubrir algunas tácticas de bajo coste para promocionar tu negocio, esté este en crisis o no.

Un error muy común y que repiten muchos empresarios es pensar que para llevar a cabo la promoción y publicidad de los productos es necesaria una gran inversión de capital y en ocasiones para lograr esa promoción y publicidad no es cuestión tanto de invertir grandes sumas como de ingenio y buenas ideas y comunicación.

Vamos a comenzar a desgranar ideas y tácticas diferentes, económicas y la mayoría de ellas gratuitas o con un coste mínimo para lograr convertir a tu negocio en crisis en uno más próspero y si éste no está en crisis tal vez podamos conseguir que sus beneficios aumenten.

 

Anuncios publicitarios propios

En ocasiones toda empresa querría anunciarse en la tele o en la primera página de un periódico pero esto además de ser extremadamente caro no está al alcance de todas las empresas. Pero sin duda un gran lugar para publicitarse es el coche de la empresa, blanco inmaculado o el propio coche personal de uno mismo. Aparques donde aparques o vayas donde vayas tendrás tu propio cartel publicitario en plena calle y a la vista de todo el mundo. Procura que el diseño sea sencillo y llamativo para que la gente se quede con la idea en la cabeza y recurra a esa imagen mental cuando piense en tu producto.

 

Intercambio de anuncios entre empresas

Tal vez esa cafetería que está situada justo enfrente de tu empresa sea el mejor medio de captar clientes. Una posibilidad interesante es negociar con ellos un intercambio de anuncios. Puedes publicitarte en la carta de menús de esa cafetería, en las servilletas y ofréceles algo a cambio que les pueda resultar beneficioso.

Si conoces una empresa del sector cuyos productos están vinculados de algún modo con los tuyos, es interesante que el cliente pueda ver promociones en el mayor número de puntos de venta de ambas empresa. Otro ejemplo, si somos una imprenta que realiza su trabajo exclusivamente en papel, no me acarreará ningún problema tener anuncios o promociones en mi oficina de empresas que impriman en discos, puertas o cualquier otro tipo de material o en formatos que yo no puedo ofrecer. Y lo mismo a la inversa. Los clientes agradecerán el trato y la información extra sobre un mercado complementario del nuestro pero que no cubrimos.

 

Concursos y sorteos

En ocasiones realizar concursos y sorteos son un gran foco de atención y una forma de atraer a cientos de personas a tu negocio, interesadas por recibir algún regalo o por lo menos de optar a él. Dependiendo de las necesidades de tu negocio puedes orientarlo de una forma u otra, por ejemplo si comercias con aspiradores siempre puedes obligar a que haya que completar un formulario con los datos personales del concursante para entrar en el sorteo o concurso y con esos datos podrás, en un futuro ponerte en contacto con ellos para intentar cerrar una venta.

 

Las Redes Sociales

Las redes sociales han supuesto en los últimos tiempos un auténtico escaparate publicitario y centro de información para cientos de negocios. De una manera totalmente gratuita y a poco que se le dedique un poco de tiempo se pueden conseguir grandes beneficios. Si deseas conocer más sobre cómo usar las redes sociales para promocionar tu empresa puedes encontrar muchos posts escritos con anterioridad que te animo a repasar.

 

Folletos publicitarios

Estamos cansados de recoger a diario en nuestro buzón folletos y más folletos publicitarios de supermercados, perfumerías y hasta de restaurantes de comida rápida. Son fáciles y rápidos de diseñar y repartir, económicos pero tal vez estén demasiado explotados. Mucha gente no se detiene a observarlos y los arroja a la basura sin apenas prestarles atención. Es posible sacarles beneficio si se logra captar la atención del destinatario y se estudia muy bien qué es lo que se quiere obtener con esa acción: recuerdo de marca, aluvión de pedidos, visitas, etc.

 

Eventos sociales

Es importante que nuestra empresa esté presente en todos los eventos y actos sociales que podamos abarcar y que guarden alguna relación, aunque sea mínima con nuestra empresa y su dedicación. Estar presente significa visibilidad y networking, y en buena medida posibilidades de abarcar más mercado. Así que no podemos dejar escapar cualquier oportunidad de hacer más visible nuestra empresa y de que tenga un mensaje y una voz propia.

En ningún momento queremos hacer creer que sea sencillo el sacar a una empresa de una mala situación, lo que sí afirmamos es que se puede intentar diferentes acciones que favorezcan que el entorno se fije en nosotros y sobre todo de una forma barato. No desistas, persiste y trabaja.

 

Imagen | Arturo de Albornoz

En Digiworks | Diseñando estrategias online